Utilizamos cookies propias y de terceros. Continuar navegando implica su aceptación.Más informaciónAceptar
Carrito de la compra Tienes 0 productos en tu carrito
Total:
0,00€

TRANSPORTE GRATUITO + Devolución en 15 días + envíos a toda la UE

Volver

Guía práctica para limpiar joyas de oro

16/07/2019

Recupera el brillo de tus joyas de oro siguiendo estos sencillos pasos al limpiarlas

El paso del tiempo y su uso frecuente hacen que nuestras joyas de oro parezcan menos bonitas porque van acumulando suciedad, impurezas y pierden poco a poco su brillo. Quizás hemos heredado una joya de oro que seguiríamos utilizando pero se ve apagada, mate y no luce en todo su esplendor.

Como expertos en la compra venta de oro y joyas de segunda mano de algunas de las marcas más reconocidas como Bulgari, Tiffany & Co, Tous, Cartier o Chopard, sabemos  la importancia del aspecto de las piezas que vendemos y por eso te ofrecemos a continuación unos consejos muy útiles para limpiar tus joyas de oro que harán que luzcan igual de bonitas que el primer día:

  • Vierte agua tibia en un recipiente y mézclala con unas pocas gotas de lavavajillas. Si las joyas de oro tienen alguna piedra, es mejor que el agua no esté muy caliente porque las podría dañar. No recomendamos utilizar ningún tipo de producto como lejía, blanqueadores u otro tipo de limpiadores ya que algunos podrían dañar las piezas.
  • Introduce tu joya de oro (cadena, anillo, pulsera, pendientes…) en el recipiente y déjala en remojo entre 10 y 20 minutos. Si una vez transcurrido este tiempo observamos que la pieza no está todo lo limpia que deseas, puedes repetir este paso durante 10 minutos más.
  • Coge un cepillo de cerdas suaves y frota cada una de las joyas con movimientos rápidos pero muy suaves. Cepilla con delicadeza. Si observas que hay mucha suciedad todavía en las joyas de oro, se puede poner un poco de pasta de dientes en el cepillo. Cuando termines, retira la pasta de dientes con un paño suave de microfibras.
  • Enjuaga con delicadeza cada joya de oro bajo agua tibia y asegúrate de eliminar cualquier producto utilizado previamente.
  • Elimina la humedad y seca cada joya con un paño suave. Después de limpiar las joyas de oro, deja que se sequen por completo al aire libre.

Con estos sencillos pasos podrás limpiar tus joyas de oro para que luzcan como si fuesen nuevas. Aunque este proceso se pueda ir realizando con asiduidad, puedes alargar sus resultados evitando que tus joyas de oro entren en contacto directo con productos de limpieza y colonias, no introduciéndolas en el mar o en piscinas y guardándolas siempre que no las utilices en bolsitas de tela para evitar que se rallen entre ellas.

Si quieres información sobre alguna de nuestras piezas, llámanos al 675 993 081 o envíanos un email. También puedes solicitar sin compromiso una cita en cualquier de nuestras tiendas para que te realicemos una tasación gratuita de tus joyas de oro o relojes.

 

Llámenos sin compromiso
Tel. 675993081